EN RESUMEN

Mientras el estado se prepara para poner fin al estado de emergencia, los sitios de pruebas con menos demanda cerrarán primero.

Read this article in English.

California se está preparando para cerrar docenas de sitios de prueba y tratamiento de COVID-19 administrados por el estado antes del final planificado del estado de emergencia en febrero

Los sitios que están operando por debajo del 50% de su capacidad están programados para cerrar antes de fines de enero. Cuarenta y cuatro sitios de OptumServe se cerrarán esta semana y 48 “minibuses” móviles comenzarán a cerrarse en dos semanas, según el Departamento de Salud Pública de California. OptumServe, una empresa de operaciones de atención médica, administra 123 sitios de prueba y tratamiento junto con cuatro clínicas de vacunación a través de contratos estatales. 

El gigante de la atención médica tiene al menos cuatro contratos, bajo su antiguo nombre Logistics Health, con el estado por un total de $1.05 mil millones para brindar servicios de pruebas y vacunación, aunque ha sido criticado en el pasado por su despliegue problemático. Otra sucursal de la empresa firmó un contrato adicional de $47 millones para diseñar un sistema de gestión de datos para los resultados de las pruebas de COVID-19.

“Se está preparando un plan final para desmovilizar los sitios restantes, pero no hemos fijado una fecha de finalización”, dijo un portavoz del departamento no identificado en un comunicado. El departamento de salud del estado solo respondió preguntas enviadas por correo electrónico y no atribuyó la declaración a una persona.

Está previsto que el estado de emergencia, que ha proporcionado financiación adicional y flexibilidad de personal en las instalaciones médicas, finalice el último día de febrero.

“Aprendimos mucho a través de esta respuesta COVID, y debemos asegurarnos de no perder esos avances”.

DR. MARK GHALY, SECRETARIO DE SALUD Y SERVICIOS HUMANOS DEL ESTADO

Los cierres se producen solo una semana después de que el gobernador Gavin Newsom publicara su propuesta de presupuesto de enero, que transfiere $614 millones en fondos de respuesta al COVID-19 no gastados al fondo general del estado y reduce drásticamente la cantidad de dinero de la pandemia para el próximo año. 

El presupuesto del año pasado incluyó $1.8 mil millones para la respuesta de emergencia de COVID-19 y la estrategia a largo plazo del estado, mientras que el presupuesto propuesto para el próximo año fiscal es de solo $176.6 millones. Los recortes se producen cuando el estado enfrenta un déficit proyectado de $22,500 millones , según la propuesta de Newsom. El secretario estatal de Salud y Servicios Humanos, Dr. Mark Ghaly, dijo en una llamada de presupuesto con reporteros que la mayor parte de la disminución propuesta proviene de menos responsabilidades de pruebas estatales, pero enfatizó que las reducciones de gastos no son “una declaración sobre cómo dejar atrás el COVID en California”. 

“Seguiremos buscando oportunidades para apoyar la salud pública”, dijo Ghaly. “Aprendimos mucho a través de esta respuesta COVID, y debemos asegurarnos de no perder esos avances”.

La demanda de pruebas moleculares de COVID-19 se ha desplomado en todo el estado desde enero pasado, cuando la variante omicron llevó a los hospitales al borde del colapso. En ese momento, se informaron más de 800,000 resultados de pruebas de PCR en un solo día y más de 15,000 personas fueron hospitalizadas con COVID-19 en el pico del aumento. En comparación, se informaron menos de 30,000 resultados de pruebas y 4,600 hospitalizaciones el último día de diciembre (el día más reciente con recuentos finalizados, según datos estatales).

Interactive graphic
Load interactive graphic

En todo el estado, los departamentos de salud de los condados se están preparando para los cierres y absorbiendo los costos en sus propios presupuestos.

En el condado de Los Ángeles, OptumServe dejará de operar cuatro sitios, pero el condado contratará a otro proveedor para mantener las puertas abiertas, dijo un portavoz de los servicios de salud del condado por correo electrónico. 

“Es importante subrayar que el cambio será fluido”, dijo la oficina de comunicaciones de servicios de salud a CalMatters en una declaración sin firmar. “Los residentes de la comunidad que buscan un sitio de prueba no experimentarán ninguna interrupción en los servicios existentes”.

Durante una conferencia de prensa la semana pasada, la directora de salud pública del condado de Los Ángeles, Barbara Ferrer, dijo que el condado se comprometió a garantizar que haya opciones “amplias” de pruebas y vacunas.

En otras áreas del estado, los departamentos de salud no pueden operar los sitios solos. Los cinco sitios de OptumServe en el condado de Fresno cerrarán el 31 de enero. Solo uno de los sitios está operando actualmente por encima del 50% de su capacidad, dijo la portavoz de salud pública Michelle Rivera. Los autobuses móviles de prueba para tratar dejarán de funcionar la primera semana de febrero.

Los miembros de la comunidad aún tendrán opciones, dijo Rivera. El departamento de salud del condado continúa trabajando con organizaciones comunitarias, UCSF-Fresno y la escuela de enfermería de Fresno State para seguir ofreciendo servicios de pruebas, tratamiento y vacunación en toda el área. La Junta de Supervisores del Condado de Fresno también aprobó la financiación de un programa de salud móvil rural para brindar atención médica a los trabajadores agrícolas y otras comunidades rurales.El condado de Fresno se ha visto particularmente afectado por la última ola de COVID-19 posterior a las vacaciones, así como por los aumentos repentinos simultáneos de gripe y virus respiratorio sincitial, emitiendo órdenes de emergencia de no transportar a los técnicos de emergencias médicas por sexta vez desde el comienzo de la pandemia para combatir el desbordamiento de los departamentos de emergencia. Las órdenes de no transportar, también conocidas como evaluar y derivar, requieren que el personal de la ambulancia determine si un paciente requiere transporte de emergencia o si está lo suficientemente estable como para ser derivado a un centro médico que no sea de emergencia, como atención primaria.

“Desafortunadamente, parece que lidiaremos con COVID a largo plazo”.

ROGER ROSS, PORTAVOZ DE OPERACIONES DE EMERGENCIA DEL CONDADO DE SANTA CLARA

En el condado de Santa Clara, los sitios administrados por el estado también están programados para cerrar en las próximas semanas, dijo el portavoz de operaciones de emergencia, Roger Ross. Sin embargo, el condado continuará operando tres sitios de vacunación masiva y ya ha comenzado a incluir la respuesta de COVID-19 en las operaciones normales del departamento de salud.

“La salud pública creó recientemente un Programa de Prevención y Control de COVID como parte de nuestras operaciones estándar. La mayor parte del trabajo ahora reside aquí”, dijo Ross. “Desafortunadamente, parece que lidiaremos con COVID a largo plazo”.

En el Condado de Orange, donde las órdenes de salud de COVID-19 a veces han provocado el enojo del público, las estrategias de prueba y vacunación se trasladarán en gran medida al “mercado abierto donde las personas controlarán por sí mismas el COVID-19” a través de la atención primaria y otros recursos comunitarios, anunció el departamento de salud el mes pasado en un comunicado de prensa. Los sitios de vacunas administrados por el condado, que atendían a unos 200 pacientes por semana, se cerraron en diciembre, aunque el departamento de salud continúa ofreciendo vacunas para poblaciones vulnerables como personas sin hogar, dijo Obinna Oleribe, subdirectora de servicios de salud pública del condado de Orange.El gobierno federal requiere que los planes de seguro de salud cubran ocho pruebas de COVID-19 de venta libre por persona por mes, incluidas las pruebas de PCR en el hogar aprobadas por la FDA. Cada hogar también puede solicitar cuatro pruebas rápidas gratuitas del gobierno federal. Cuando se usan adecuadamente, las pruebas caseras de todo tipo se consideran altamente precisas, aunque los datos muestran que las pruebas de PCR son más confiables.

Síganos en Twitter y Facebook.

Siga nuestro canal RSS para artículos en español. 

CalMatters.org es una organización de medios de comunicación sin fines de lucro, no partidista, que explica las políticas públicas y los temas políticos de California.

We want to hear from you

Want to submit a guest commentary or reaction to an article we wrote? You can find our submission guidelines here. Please contact CalMatters with any commentary questions: commentary@calmatters.org

Kristen Hwang reports on health care and policy for CalMatters. She is passionate about humanizing data-driven stories and examining the intersection of public health and social justice. Prior to joining...