En resumen
Un alto funcionario estatal de salud proporcionó poca información nueva el lunes. Los expertos en salud pública dicen que podría ser hora de emprender más pasos hacia la normalidad en las escuelas.

Read this article in English.   

Desde que los funcionarios de salud de California decretaron el fin del uso obligatorio de mascarillas para restaurantes y tiendas de comestibles la semana pasada, los padres frustrados se han estado preguntando: ¿Cuándo pueden sus hijos quitarse las mascarillas en la escuela?

No obtuvieron ninguna respuesta durante una conferencia de prensa muy esperada el lunes, organizada por el Secretario de Salud y Servicios Humanos de California, Dr. Mark Ghaly, quien dijo que el estado esperaría hasta el 28 de febrero para cambiar potencialmente las reglas de uso de mascarillas en las escuelas. 

La Asociación de Maestros de California, uno de los sindicatos más grandes del estado con más de 300,000 miembros, apoyó la decisión de “hacer una pausa y recopilar más información” antes de revisar el mandato de mascarillas para las escuelas. 

Pero algunos padres y educadores, que hasta hace poco apoyaban las normas estrictas sobre el uso de mascarillas en el aula, están perdiendo la paciencia. 

“Realmente comencé a pensar, ¿por qué no estamos hablando de quitarse las mascarillas?”. dijo el Dr. Will Sheldon, padre de Oakland y médico de medicina familiar. “No hubo discusión sobre cuáles serán las rampas de salida”.

Preocupaciones sobre la calidad de la educación

Los padres y educadores entrevistados por CalMatters expresaron que los daños sociales y emocionales del enmascaramiento a largo plazo deben sopesarse frente a lo que parecen ser los beneficios mínimos del enmascaramiento en medio de las crecientes tasas de vacunación y la disminución del número de casos.

Sheldon dijo que a su hija le ha costado más hacer nuevos amigos porque las mascarillas cubre sus expresiones faciales. Pero lo que más preocupa, dijo, son los niños que ve en su clínica que son sordos o tienen otros retrasos en el lenguaje y dependen de la lectura de labios para aprender a hablar y leer.

“Creo que fueron una buena idea al principio de la pandemia”, dijo Sheldon. “En este punto, estoy más que listo para que se haga el cambio. Creo que nos hemos ido al extremo”.

Mientras tanto, los expertos en salud pública dicen que las máscarillas jugarán un papel menor en las estrategias del juego pandémico del 2022.

“El ómicron se calma, nos acercamos a un punto en el que podemos quitarnos las mascarillas”, dijo Robert Schooley, profesor de medicina en UC San Diego. “Pero si tuviera un niño de 5 a 12 años que no esté vacunado, todavía me gustaría que mantuvieran las mascarillas puestas hasta que se vacunen. No siempre es trivial cuando un niño contrae COVID “.

Se ha demostrado que las mascarillas ajustadas de alta calidad protegen contra la transmisión, pero no eliminan por completo el riesgo de contraer COVID-19. Y con el bajo riesgo de que la enfermedad se torne en un estado grave para los niños, algunos padres dicen que es hora de levantar el mandato de las máscarillas y dar un paso hacia la normalidad.

“Si tuviera un niño de 5 a 12 años que no fue vacunado, aún quisiera que mantuviera la mascarilla puesta hasta que se vacune. No siempre es trivial cuando un niño contrae COVID”.

Robert Schooley, profesor de medicina en UC San Diego

Si bien no todos los padres se oponen a las mascarillas en las escuelas (CalMatters habló con los padres que pensaron que deberían adoptar todas las medidas para reducir el recuento de muertes), a algunos les preocupa que las mascarillas estén reduciendo el entusiasmo de sus hijos por aprender. 

“Quiero que mi hijo se sienta emocionado y conectado”, dijo Patricia Johnson, madre de un niño de primer grado en Oakland. “Eso es lo que siempre he querido de la escuela. Quiero que le encante la escuela”.

Jason Peplinski, superintendente del Distrito Escolar Unificado de Simi Valley, dijo que los expertos en salud pública no pueden subestimar el efecto que ha tenido en los niños el uso de máscarillas durante dos años. Él espera que el mandato se levante para todos los estudiantes. Un término medio, dijo, sería una pesadilla logística.

“Lo que no quiero que suceda es que el gobernador diga que si estás vacunado puedes desenmascararte”, dijo Peplinski. “Eso pone la responsabilidad en los distritos escolares”.

Algunos maestros también están pidiendo el fin del mandato de mascarilla.

Bevin Abbe, profesora de música vocal en la escuela secundaria Santa Susana en Simi Valley, dijo que las mascarillas han estado sofocando la expresión creativa de sus alumnos durante demasiado tiempo. Le preocupa que los estudiantes más introvertidos se escondan detrás de sus máscaras, lo que retrasa su desarrollo social.

Abbe dijo que el debate sobre el enmascaramiento se ha acalorado en el condado de Ventura donde ella vive. El sindicato de maestros de su distrito se negó a tomar una posición.

“Nuestro sindicato ha optado por respetar los diferentes puntos de vista de nuestros miembros y la sociedad en general”, dijo la presidenta del sindicato, Amanda Hogan. “No hemos tomado una posición sobre las máscaras en el pasado y es poco probable que lo hagamos en el futuro”.

Expertos en salud pública avalan mascarillas 

El Departamento de Salud Pública de California emitió su mandato de mascarilla escolar en julio, ya que la mayoría de los distritos escolares del estado estaban listos para volver a la instrucción totalmente presencial por primera vez desde el comienzo de la pandemia. El mandato colocó la responsabilidad de hacer cumplir la ley en los funcionarios escolares locales.

A medida que el aumento de ómicron condujo a un número récord de casos entre estudiantes, maestros y personal, muchas escuelas fueron empujadas a un punto de ruptura. Pero a medida que disminuyen los números de casos, más estados están comenzando a levantar los mandatos de la portación de mascarilla escolar y dando pasos hacia la normalidad . Los legisladores en algunos estados más conservadores están trabajando para prohibir por completo los mandatos de mascarilla.

Peplinski de Simi Valley y los padres que se oponen al mandato de la mascarilla dicen que no tiene sentido que un niño vacunado pueda comer en un restaurante o comprar comestibles sin una mascarilla, pero tiene que ponerse una en el salón de clases. Los expertos en salud pública, sin embargo, dicen que la comparación no es completamente válida porque la educación es obligatoria y los estudiantes pasan la mayor parte de su tiempo en las escuelas.

“Si quieres ir a un restaurante, esa es tu elección”, dijo Andrew Noymer, profesor de salud pública en la Universidad de California, Irvine. “Pero los niños necesitan estar en las escuelas y me gustaría verlos protegidos tanto como sea posible”.

Noymer dijo que se deben exigir máscaras en las escuelas para eliminar la posibilidad de regresar a la instrucción virtual. Dicho esto, cree que el mandato podría levantarse en el próximo mes más o menos una vez que el número de casos y las tasas de hospitalización vuelvan a estar donde estaban en mayo pasado.

Noymer dijo que el estado podría establecer varios umbrales para el número de casos, las tasas de hospitalización y las tasas de vacunación que provocarían el fin del mandato de mascarillas para las escuelas. Pero el lunes, Ghaly no proporcionó métricas concretas. Dijo que el estado continuaría monitoreando una variedad de puntos de datos durante las próximas dos semanas.

Hasta entonces, algunos padres seguirán exasperados. 

“Todo lo que hicieron fue anunciar que tendrán otra conferencia de prensa en dos semanas”, dijo Sheldon. “Parecía que solo estaban saliendo del paso”.

Este artículo fue publicado originalmente por CalMatters.

Síganos en Twitter y Facebook.

Siga nuestro canal RSS para artículos en español. 

CalMatters.org es una organización de medios de comunicación sin fines de lucro, no partidista, que explica las políticas públicas y los temas políticos de California.

more on schools and covid-19

Fremont Unified School District Superintendent CJ Cammack visits with a fourth grade class at E. M. Grimmer Elementary School in Fremont on Sept. 30, 2021. Aric Crabb/Bay Area News Group

A medida que el aumento de casos de omicron empeora, más escuelas en California cierran debido a la escasez de maestros

En resumen La variante omicron de COVID-19 ha afectado a la fuerza laboral docente de California y ha provocado que muchas escuelas cierren. La calidad de la instrucción está sufriendo, pero algunos maestros dicen que todavía prefieren esto a la instrucción remota. Read this article in English.    La semana pasada, en el Distrito Escolar Unificado de…

Student Stacy Rubio, a Junior at Woodrow Wilson Senior High School, receives a coronavirus disease (COVID-19) vaccine from Registered Nurse Louis Chavez as students return to in-person classes in Los Angeles on August 30, 2021. Photo by Mike Blake, REUTERS

Mientras las escuelas de Los Ángeles retroceden en cuanto a la vacuna para el COVID, docenas de distritos más presionan para exigirla

En resumen Al menos 40 escuelas de California han intentado implementar su propio mandato de vacunas antes que el mandato estatal que entrará en vigencia el próximo otoño. Read this article in English.    A medida que ómicron hace estragos en todo California, algunas escuelas ya han agregado otra capa de defensa: al menos 40 distritos de…

We want to hear from you

Want to submit a guest commentary or reaction to an article we wrote? You can find our submission guidelines here. Please contact CalMatters with any commentary questions: commentary@calmatters.org

Joe reports on the students, teachers and lawmakers who shape California's public schools. Before joining CalMatters in 2021, he was the education reporter at KPBS, the public radio station in San Diego....